Avril Suvelza, estudiante de la Licenciatura en Comunicación de la Facultad de Información y Comunicación (FIC) de la Universidad de la República (Udelar), recibió una mención especial en la modalidad Escrita Categoría Junior de la sexta edición del Premio de Divulgación y Periodismo Científico del Mercosur, otorgado por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) de Paraguay (clic aquí). 

Diseño de afiche Premio de periodismo

 

El trabajo se titula El poder “maligno” del agua: avances en la detección de contaminantes en el agua potable y da cuenta de la labor de estudiantes y docentes de la Universidad de Buenos Aires (UBA) para la creación de un biosensor que detecta arsénico en el agua. 

El proyecto del cual escribe Suvelza se llama SensAr y fue desarrollado por un grupo interdisciplinario de estudiantes y docentes de la UBA que diseñó y construyó un biosensor de arsénico, tóxico principal de la contaminación del agua, basado en biología sintética. El objetivo fue brindar a la población una herramienta de fácil acceso para medir los contaminantes del agua. En el texto premiado, se puede leer: “La limitación en el acceso al agua potable en Argentina tiende a profundizarse año tras año. La situación de crisis que atravesaron este año países vecinos como Uruguay deben alertar sobre la importancia de su cuidado”. 

Este trabajo surge tras la presentación del informe “Acceso e igualdad al agua y al saneamiento” del Ministerio de Obras Públicas de Argentina, publicado en marzo de 2021, en el que se da cuenta del déficit de agua potable gestionada de forma segura en ese país.

El texto de la estudiante de la FIC, tuvo como principal objetivo la divulgación del contenido de un artículo científico. “Quizás de otra manera, la población en general no podría conocer los avances científicos sobre temas que la afectan -como lo es el acceso al agua potable-. Éste trabajo es una forma de cooperar y aportar un granito de arena para reducir que el acceso al conocimiento sea para unos pocos”, sostuvo Suvelza.

Consultada por cómo esta iniciativa y sus motivación se vinculan con su trayecto en la Facultad, la estudiante comentó: “Para mí es un honor y una alegría inmensa poder compartir mi crecimiento profesional y personal en mi casa de estudios (...) Siempre he sabido que la escritura iba a acompañarme en el trayecto de mi vida. Un poco en búsqueda de fusionar esta pasión con mi futura profesión, y habiendo salido hacía pocos días del liceo sin un camino muy premeditado, tomé en 2021 el librito con carreras de grado de la Universidad y lo leí. Allí fue que, sin dudarlo, seleccioné una licenciatura de la que nunca había escuchado hablar, que en mi casa ni siquiera resonaba ni había antecedentes: la de Comunicación. Y más en específico, orientada a periodismo. Algo que podría parecer absurdo en un país tan pequeño, pero que es súper explotable y emocionante para quienes les interese contribuir en la democratización de la información”.

“De ahí en más, no he parado de crear mi recorrido, tanto dentro como fuera de la Facultad. He participado en diversos espacios de formación integral (EFI), cursos, eventos, concursos, comenzado a trabajar en lo que amo que es la comunicación y, por sobre todo, he crecido como persona y he entendido el compromiso y la responsabilidad que conlleva este mundo”, expresó. 

El Premio de Divulgación y Periodismo Científico del Mercosur se realiza en forma anual como una iniciativa de la Reunión Especializada de Ciencia y Tecnología del Mercosur (RECYT) y cuenta con el apoyo de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación la Ciencia y la Cultura (UNESCO, por sus siglas en inglés). En Uruguay es apoyado por el Ministerio de Educación y Cultura a través de las direcciones de Cooperación Internacional y Proyectos (DCIP) e Innovación, Ciencia y Tecnología (DICYT).

Para leer El poder “maligno” del agua: avances en la detección de contaminantes en el agua potable, clic aquí.

Tipo de noticia
Secundaria